La joyería artesanal nos da la oportunidad de crear elementos únicos y a nuestro gusto. Estas joyas adquieren un carácter especial, principalmente debido a que, además de estar hechas a mano, llevan nuestra esencia y nuestra marca personal. A continuación, te brindamos la información necesaria para adentrarte en este mundo. 

Después de probar estos días tu destreza en el arte de la joyería, quizás quieras aprender un poco más y ampliar tus horizontes con la ayuda de la soldadura. Tal y como te contaremos a continuación, resulta una buena herramienta muy útil para crear piezas únicas. Así que te animamos a que continúes y adquieras conocimientos en soldadura. Aprender a soldar te ampliará el abanico de posibilidades que brinda la joyería artesanal. 

¿Qué tipo de maquinaria se utiliza en joyería artesanal?

 

Los principales elementos que se utilizan en este tipo de joyería son la soldadora, la pulidora y la amoldadora. Si bien, debemos indicar que el más popular es la soldadora.

 

Pulidoras

 

La pulidora no es un elemento típico que podamos encontrar por casa. Sin embargo, cada vez son más los aficionados a la joyería que acaban por construirse un pequeño taller en su domicilio y que por lo tanto cuenta con esta herramienta, muy necesaria en este tipo de artesanía. Si somos principiantes en la joyería artesanal lo ideal es recurrir a pulidoras que no sean muy complejas de utilizar y no con mucha potencia, al menos hasta que podamos manejarla con destreza. Con ella conseguiremos un acabado perfecto para cada una de nuestras piezas.

 

Soldadoras

 

Las soldadoras son las máquinas que nos ayudan a fundir las joyas. Además, son las herramientas que se utilizan para los rieles, para poder recocer las joyas y para las planchas. Se necesitan ciertas medidas de seguridad que te mostramos más adelante. Por otro lado, puedes consultar las diferentes máquinas de soldar que se utilizan. En este post hablábamos para qué se emplean cada una de ellas y qué tipo de material pueden soldar. 

 

Amoldadoras

 

La amoldadora es una de las herramientas más populares en muchos ámbitos del bricolaje, además de ser utilizadas para crear joyas artesanas. A ella se pueden acoplar numerosos instrumentos de forma sencilla, lo cual permite que podamos utilizarla para lijar joyas o para fresarlas. Las amoldadoras son capaces de cortarlas.

 

¿Cómo se utiliza la soldadura para hacer joyas en casa?

 

Si te has decido por montar un pequeño taller de joyería en casa, debes contar con una máquina para soldar. Con ella podrás unir piezas, ya sean grandes o pequeñas, y conseguir una joya verdaderamente especial.

Las joyas se pueden realizar mediante distintos métodos, dependiendo de lo que se quiera hacer y de los materiales que se quieran usar. Las soldadoras te servirán para poder unir piezas sin que quede ninguna fisura y para plancharlas, aunque debemos tener en cuenta que hay tres grados distintos: duras, medias y blandas. Para un uso habitual de la joyería artesanal, la que te recomendamos es utilizar la blanda, aunque podrás saber qué grado necesitas gracias al punto de fusión. 

 

Proceso para crear joyas artesanales con una soldadura

 

El primer paso es encender la placa. De este modo, el calor se irá generando poco a poco. A continuación, es recomendable cortar el material que queramos soldar en trozos de entre 3 o 4 milímetros de longitud. Mientras tanto, prepararemos en un recipiente las soluciones de salmuera e iremos añadiendo el agua hasta que la pasta sea más fluida. Esta pasta recibe el nombre de pasta de consistencia.

 

Las piezas que queramos soldar deberán estar siempre colocadas sobre una superficie que no sea inflamable, ya que van a entrar en contacto con la alta temperatura de la soldadura. Es conveniente que los cortes de los puntos que se van a soldar se realicen tras la colocación de puntos, para lo cual se emplearán pinzas. Para añadir el flujo, debe utilizarse un pincel. 

 

El siguiente paso es dejar que se caliente el metal antes de soldar. Normalmente, antes de empezar a derretirse, el flujo pasará por dos momentos diferentes: primero se hará blanco y después le saldrán una especie de escamas. Para unir las piezas después de calentar el metal, tan solo tendremos que aplicar sobre la pieza con la que estemos trabajando la plancha de la soldadura. 

 

Más tarde, después de que la soldadura se enfríe, debemos utilizar las pinzas para retirar el exceso de flujo y así limpiar la pieza de trabajo. Para raspar y dejar más suaves los bordes de metal, es conveniente que utilicemos un papel de lija. De este modo, la soldadura se fundirá y se unirá a las piezas de trabajo a la perfección.

 

¿Qué materiales se pueden soldar?

 

Es posible soldar cualquier tipo de metal. Si bien, es necesario tener en cuenta que dependiendo del tipo que vayamos a soldar, tendremos que cambiar la clase de soldadura que utilicemos. Cambiar sus grados será también necesario. Con la soldadura podrás unir metales como la plata, el cobre o el bronce, o realizar aleaciones metálicas con otros tipos diferentes.

La soldadura es muy útil para unir piezas de diferentes materiales, como la plata o el bronce.

El tipo de soldadura y los grados son importantes porque, aunque todos los metales pueden soldarse, no todos lo hacen igual de bien. Los materiales más habituales que suelen soldarse son el plomo y el estaño, elegidos principalmente por su punto bajo de su posición y la facilidad para darles forma. En las joyas artesanales, los más populares son, sin embargo, la plata y el bronce.

 

¿Qué tipo de creaciones se pueden elaborar?

 

Hay numerosas creaciones que puedes realizar, tan solo tienes que dejar volar tu imaginación. Algunos ejemplos son los anillos o los sellos. Dentro de las joyas artesanales, también se está poniendo de moda hacer nuestras propias alianzas y, en general, sortijas. Otras opciones son las tiaras y las coronas. También, podemos lanzarnos a hacer cadenas, cordones, colgantes, collares y medallones. Si eres más de pulseras, es otra fantástica opción, junto a esclavas o brazaletes, y puedes complementarlos con tus propios pendientes. Por último, tenemos la posibilidad de crear orbes, broches o cetros.

 

¿Qué medidas de seguridad se deben tomar?

 

Si vamos a adentrarnos en el mundo de las joyas artesanales, hay ciertas medidas de seguridad que resultan necesarias. Entre ellas, necesitamos ropa adecuada que cubra el cuello y que nos proteja de las altas temperaturas del material fundido y de las chispas. También necesitamos protección en la cabeza, calzado seguro, gafas, guantes, máscara y protección para la cabeza. Los pantalones no deberán tener vueltas.

 

Otras medidas generales de seguridad son, en primer lugar, evitar soldar cerca de gases explosivos o de material inflamable. También es conveniente que frenemos la expansión de las chispas, para lo que tenemos que utilizar toldos o tejidos que hagan de protección incombustible. De este modo, evitaremos que llegue a contactar con un material o zona inflamable y nos evitaremos futuros accidentes. 

 

La joyería artesanal es una forma muy original de conseguir nuestros propios diseños. Podremos lucir nuestras propias joyas, impregnadas con nuestra esencia. ¡Y quién sabe! Quizás nuestras logremos creaciones exitosas y podamos haceros un hueco en el mercado de la joyería. Tan solo tendremos que saber el tipo de maquinaria a utilizar, nuestro diseño y tomar las medidas necesarias de seguridad. ¡Y a echarle imaginación!