Si estás investigando cuál es la manera de redactar más y mejor, has dado con la página que andabas buscando. Hoy, en Escuela Des Arts, donde encontrarás nuestro Máster en Escritura y Narración Creativa, te traemos las mejores técnicas de escritura. ¿Te interesa? ¡Vente!

 

Técnicas de escritura

Es posible que en la red encuentres centenares de páginas que te den los consejos de siempre. “Lee mucho”, “Intenta estar atento a no hacer faltas”, “sé lo más claro posible”… “Ya, claro, eso ya lo hago”, solemos pensar los amantes de la literatura y escritura.

Por eso, hemos reunido los mejores tips y técnicas de escritura. ¡Adiós a los consejos inútiles de siempre! Hola, nuevo y brillante escritor: a continuación tienes las que a partir de ahora serán tus guías magistrales.

 

1-. Organízate

Uno de los puntos más difíciles a la hora de ponerse a escribir es el de organizar las ideas de manera clara. Aunque en tu cabeza todo suene bien, recuerda que deben ser tus lectores los que entiendan aquello que tú quieres transmitir. Por eso, antes de ponerte a escribir como un loco, atención a una de las técnicas de escritura más útiles.

¿Te imaginas la forma de una pirámide, no? Pues dibújala y divídela en varias partes. En el triángulo de arriba, en el de la punta de arriba, escribe tu idea básica, la trama más básica. Es decir, nada de vestidos, ornamentos o acompañamientos. Poco a poco, conforme vayas descendiendo en las divisiones, escribe los detalles que acompañarán al triángulo principal.

Tener clara la estructura y el orden de escritura que utilizarás en tu texto es fundamental. Solo de esta manera conseguirás que tus lectores lean exactamente lo que quieres decir. Tus redacciones deberán, además, cumplir con lo prometido. De otro modo, si tras vender un par de ideas en el título y el primer párrafo el lector no encuentra la promesa, no va a volver. Ser claro y directo y a la vez enigmático y adictivo son características básicas de un buen escritor.

 

2-. Practica, practica y vuelve a practicar

Suena a mito y no lo es. Como el pastelero que empieza a cocinar sus postres, deberás ir aprendiendo de tus errores. Está claro que debes tener una base, pero todo el mundo puede convertirse en un escritor de éxito con algunas técnicas de escritura. Y esta se traduce, si quieres, en un consejo que seguro que habrás oído muchas veces. “Sé perseverante con tus sueños”.

Con el tiempo y las prácticas, irás descubriendo tus propios trucos. Por ejemplo, poco a poco dejarás de usar tus tan (antes) queridos adjetivos. Hay muchas cuestiones que se describen por si solas. Seguramente dejarás atrás también otras costumbres que, en realidad, no tienen sentido.

 

3-. Filtra

Una vez creas que tienes el texto completo es el momento de revisarlo. Pero, en este caso, no solo será una revisión a nivel ortográfica o corrección. Dedícate a quitar todo lo que, en una segunda lectura (o incluso tercera), te parezca paja. Dedicar palabras de más en una cosa que se puede decir en dos es innecesario.

También deberás prestar atención al hilo conductor de la narración. Asegúrate que todo ha sido redactado con los mismos tiempos verbales. Presta también especial atención ante los cambios involuntarios de género y número. Pueden pasar desapercibidos en la primera lectura, pero son molestos y irritantes cuando ocurren.

 

Técnica del 10-20-30

Si estás buscando técnicas de escrituras en concreto, hoy te presentamos una de las que más de moda está. Pero no solo es que esté de moda, es que muchas obras superventas se basan en ella. Ahora lo verás.

La técnica o método del 10-20-30, pensada explícitamente para la redacción de novelas, se basa en escenas. Tras el análisis de varias novelas top ventas, C. S. Lakin propone esta fórmula de éxito asegurado.

Mucha gente piensa que escribir una novela será fácil y cuestión de imaginación. Sí, puede que hayan autores que tengan el don de evitar todos los obstáculos e ir creando su novela al momento. Pero, generalmente, la mayoría de autores necesitan avanzar bajo una hoja de ruta para evitar colapsos. Y, con esta técnica, encontrarla es mucho más fácil.

A continuación vamos a ver cómo utilizarla:

  1. Como ya comentábamos el primer paso es definir al detalle la trama principal de la novela. Este es el primer paso, en el que deberás crear las 10 principales escenas de la historia. Son las que compondrán la trama principal y en ellas deberán aparecer los principales personajes.
  2. Una vez tengas la trama bien definida con su decena de escenas planificadas, entras en la fase del 20. En esta etapa debes planificar otras 10 escenas que conformarán la capa de subtramas. Estas son las tramas que, protagonizadas por personajes secundarios, influyen directamente en la trama principal.
  3. Ahora que ya tienes las 20 primeras escenas bien interconectadas, es turno de la tercera capa. Esta se compone de otras 10 escenas de puente. Sirven principalmente para darle una continuidad a la historia que cuentas. No se trata de que crees escenas que no contengan nada de especial. En muchas ocasiones suelen contener procesos de personajes importantes.

 

Interconexión, imprescindible

Crees el tipo de novela que crees, debes tener en cuenta que la interconexión entre las escenas es imprescindible. Todo lo que ocurra debe ser o expositivas en si mismas o tener una explicación detrás. Y esta explicación se basa siempre en un acción o una reacción.

Teniendo en cuenta estos trucos y técnicas de escritura podrás crear de manera mucho más ágil un contenido interesante y, si es el caso, una novela de éxito asegurado. ¿A qué esperas para abrir un nuevo documento de texto? ¡Lánzate a por tus sueños!