Son muchas las personas creativas con un interés por el diseño de moda y complementos. Lo cierto es que la ropa se ha convertido en un elemento clave de nuestra cultura. Y es una forma de representar las inquietudes artísticas de una persona y reflejar completamente la época en la que se está viviendo. Si tu sueño es tener tu propia colección, te queremos dar algunos consejos para lograrlo.

Consejos para el diseño de moda y complementos

Tanto si vas a diseñar prendas y modelos como si vas a diseñar complementos, estos serían los consejos más interesantes:

1. Conoce el mundo en el que vas a trabajar

Qué se ha hecho antes y qué no, por qué un tejido o por qué un patrón y no otro. Hay que saber todo lo posible sobre diseñadores, estilos, colecciones o viejas tendencias y modas para que no repitas sus errores o sus aciertos. Y también para que puedas hacer algo original al respecto.

En el fondo no se trata solo de que conozcas el mundo de la moda y los complementos, se trata de que lo ames. De que te mantengas al día, de que lo entiendas, de que te fusiones con él. Piensa que aquí, más que en ningún otro sector, la vanguardia es un plus.

Es decir: tienes la necesidad o la exigencia de crear algo realmente moderno. Por lo tanto, no dejes pasar ni un solo día para aprender algo nuevo sobre el mundo de la moda.

2. Haz algo con raíces

La ropa de un diseñador no es ropa sin más. Siempre involucra una carga teórica o conceptual mucho más fuerte y cargada de información, tiene raíces. Todos los grandes diseños se nutren de algo más antiguo que ellos mismos. Los diseños de moda y complementos una especie de homenaje, de modernización de un estilo anterior.

Por lo tanto, nuestro consejo es que busques también raíces para tus trabajos. Que tengan una base, que se centren en reinterpretar algo que ya haya pasado. Ver lo que siempre se ha visto pero con ojos nuevos. Ese es uno de los retos más interesantes que tiene por delante el artista.

3. Que cuenten una historia

Las raíces pueden ser un elemento de inicio para un mensaje que vayas a enviar. Piensa que el fondo de lo que estás tratando de hacer tiene que tener un peso similar al del arte. Una exposición, por ejemplo, tiene un tema y un discurso. Pues ese marco teórico es el que tienes que dar a tus diseños para que sean mucho más completos.

Esto es lo que se conoce como la técnica del storytelling. Es decir: ser capaz de adecuar tu trabajo y de darle una introducción, un nudo y un desenlace. Localizar un problema o una cuestión de interés, abordarla y presentar tu propia solución. No se trata solo de moda, se trata de un elemento artístico, de una interpretación del mundo.

4. Busca siempre la máxima calidad del producto

Calidad no solo en el propio tejido, también en la costura, en el diseño y en todo lo que involucra él mismo.

Mirar bien el patrón que vas a utilizar

Un patrón es la idea previa de cómo va a ser un diseño. Lo ideal es tener uno básico (por ejemplo, una camiseta de manga corta al uso) y a partir de ahí ir probándola en diferentes cuerpos similares, pero diferentes, para poder ver cómo queda en cada uno de ellos. De esta forma, puedes tener varios patrones e integrarlos todos para descubrir cuál es el que mejor coincide con tu diseño de moda y complementos.

Tejidos

Franela, lino, lona, tela, gasa malla, flecos… hay una infinidad de tejidos y de detalles que puedes incluir en los mismos. Esto va a determinar muy profundamente el tipo de producto final que vayas a tener. Al tacto, a la vista e incluso para la comodidad de quién lo esté llevando.

Por lo tanto, hay que estudiarlos todos detenidamente. Observa cuál funciona mejor para qué estación, en qué colores lo puedes tener y qué efecto causa, etc. Tienes que atender todos los detalles a la hora de realizar diseños de moda y complementos. Y esto se consigue siempre con un mismo ejercicio: hacer muchas pruebas.

Hacer muchas pruebas

El otro pilar para asegurar un trabajo de calidad. Tienes que recabar toda la información posible a través de la experimentación. Emitir algunos tejidos, comprobar cómo quedan en la piel, qué resultado dan e incluso hacer algunos diseños de prueba. De esta manera podrás valorar bien qué cosas cambiar y cuáles no.

5. Busca inspiración

Más allá de las raíces tiene que haber universos conceptuales que te resulten atractivos. El de determinado material o determinado mundo, como por ejemplo el skate, un estilo de música, etc. Lo mejor que puedes hacer para inspirarte es moverte por las calles de una gran ciudad y ver cómo viste la gente.

Piensa que esto no significa copiar ni robar ideas. No se trata de ver algo y reproducirlo en tus diseños. Más bien tiene que ver con la búsqueda de inspiración que te permita crear trabajos verdaderamente originales.

6. Hazlo tuyo

En el diseño, lo más importante es casi el diseñador. Todo lo que hagas tiene que llevar tu firma, tu sello, tu espíritu. Por lo tanto, no tengas miedo ni dudas a la hora de impregnar tus diseños de moda y complementos de tus obsesiones o de tus pensamientos. Eso es, precisamente, lo que tienes que hacer.

7. Entrénate en este mundo

Ya sea para dibujar los patrones, para conocer los tejidos, la historia o los recursos y los programas que puedes utilizar. Entrenarte debidamente te ayudará a ser un mejor diseñador y a poder desarrollar las prendas o los complementos que tienes en tu cabeza y que no sabes cómo llevar a la vida real.

En conclusión, diseñar moda y complementos es un proceso artístico muy complicado. Te exige preparación, tiempo, conocimientos e ideas. Pero es algo que quieres hacer por ti mismo con la debida preparación y que te ayudará a dejar tu marca en este mundo. Y, con estos consejos, podrás empezar a hacerlo cuanto antes.